Samsung da final al servicio de realidad virtual Samsung XR

Los usuarios que estuvieran habituados a visualizar el contenido de Samsung XR tendrán que prescindir de él.

En numerosas ocasiones hemos hablado a fondo de la realidad virtual y del estado en el que se encuentra esta interesante tecnología. Desde tiempo atrás hemos dicho que es una pena que este tipo de progreso tecnológico no esté llegando a un público mayor, ya que está lleno de posibilidades y es capaz de ofrecer experiencias de entretenimiento que no se consiguen de ninguna otra manera.

Pero parece que algunas empresas ya están tirando la toalla. Una de ellas es Samsung, que ha anunciado que su herramienta Samsung XR dejará de funcionar en su totalidad el día 30 de septiembre. Para que la desaparición del servicio sea menos dramática, la compa?ía está reduciendo el rendimiento de su servicio de forma progresiva hasta que en última instancia desaparezca.

A nosotros personalmente nos parece que quizá sería mejor levantar la tirita de golpe que hacerlo por fascículos, pero no hay duda de que Samsung sabe bien lo que le interesa en este momento. Posiblemente de esta manera es como menos críticas piensen que van a recibir, algo que en cierto modo resulta lógico, aunque no por ello menos molesto en términos generales. Además, junto a Samsung XR también desaparecen las apps de vídeo de Samsung VR que hasta ahora estaban disponibles en dispositivos de realidad virtual como las distintas encarnaciones de la tecnología Oculus.

Con Samsung XR lo que la compa?ía hizo fue intentar subirse al carro de la realidad virtual de manera inmediata para aprovecharse del boom de este sector y proporcionar a los usuarios un buen contenido. Podíamos ver vídeos en 360 grados que ya estaban disponibles en alguno de los muchos canales de la plataforma, crear nuevos con la intención de sacar partido a nuestras dotes creativas y compartirlos. No es que los canales disponibles fueran espectaculares, pero a la hora de darnos entretenimiento en realidad virtual resultaban cuanto menos interesantes.

Estos contenidos los podíamos ver, como decíamos antes, en los hardware Oculus, pero también en dispositivos móviles haciendo uso del headset Gear VR. Y para grabarlos recurríamos a la cámara Gear 360. El negocio estaba bien montado, pero ha sido mal gestionado.

Ahora mismo ya están canceladas muchas de las opciones que tenía la herramienta y las distintas versiones disponibles del software. También se han parado los contenidos de 360 grados y desde el 30 de este mes ya no se podrá usar la aplicación en ningún dispositivo Oculus. Los usuarios que tengan una cuenta de Samsung XR la perderán, puesto que van a ser eliminadas. Y todos los datos de usuario, vídeos y cualquier elemento similar se borrarán sin dejar ni rastro. Todo soporte del servicio se cancelará en las próximas semanas y no perdurará en ninguna de sus versiones ni formatos. Por lo tanto, si tenemos algún contenido o algo que queramos salvar o ver antes de que sea demasiado tarde, es momento de hacerlo ahora.

Aunque hay ocasiones en las que se trabaja para conservar vídeos, contenidos y experiencias que llegan a la red y cuyos servicios desaparecen, todo apunta a que en este caso no se va a realizar ninguna acción de este calibre. Por lo tanto, podemos usar el servicio a la lista de víctimas del escaso impacto que ha tenido la realidad virtual y que esperemos que se solucione en un futuro no muy lejano.

Realmente creemos que hay espacio para la realidad virtual, pero también tenemos claro que tiene que ser de una manera ambiciosa y no con propuestas que se limiten a proporcionar al público una serie de vídeos de escaso interés general. Hay mucho trabajo que hacer si queremos que la realidad virtual se estandarice como contenido de interés entre los usuarios y parte de la responsabilidad que tienen las empresas debe encontrarse en asegurarse de que lo que ofrecen al público es de gran calidad.

La próxima generación de la realidad virtual posiblemente estará al caer para 2021-2022. Sabemos que Sony planea una nueva versión de PlayStation VR para su consola PlayStation 5. Y posiblemente se trate del ansiado modelo sin cables que seguirá los pasos de Oculus Quest. Otras empresas es muy probable que le sigan los pasos y que trabajen en dispositivos que sigan esta misma tendencia y que apuesten por innovar, mejorar el rendimiento, la comodidad y la calidad del contenido. Con un esfuerzo elevado por parte de todos los implicados en el sector tecnológico la realidad virtual podría llegar a despuntar, pero se requiere que de verdad se haga un trabajo de fuerza y no intentos a medio gas.

La desaparición de Samsung XR debería entristecer o decepcionar, pero tampoco era un contenido que resultara imprescindible o espectacular de ninguna manera. Ayudaba a aumentar la variedad de vídeos y experiencias de realidad virtual, pero sabemos que este tipo de tecnología es capaz de más y que solo con mucho trabajo y eligiendo bien las propuestas que se ofrecen a los usuarios se podrá llegar a estandarizar su uso.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...